Tráfico pretende limitar a 30 por hora la velocidad en el 80% de las vías urbanas

Interior cree que es posible que el 2009 acabe con menos de dos mil muertos en las carreteras

Limitar a 30 kilómetros por hora la velocidad en el 80% de las vías urbanas. Ese es el objetivo de la Dirección General de Tráfico (DGT), que firmará un convenio con la Federación Española de Municipios y Provincias para reducir la siniestralidad en las ciudades. Así lo explicó ayer en Gijón la directora del Observatorio Nacional de Seguridad Vial de Tráfico, Ana Ferrer, en la inauguración del primer Encuentro de Ciudades para la Seguridad Vial.

Según Ferrer, Tráfico pretende que los ayuntamientos se impliquen de forma decidida en el tema de la seguridad vial. Para lograrlo, se quiere promover la elaboración de planes de movilidad segura en los municipios e incluso una ordenanza municipal que les permita acometer medidas urbanísticas que acompañen a la limitación de velocidad, como elevar algunos cruces o señalizar zonas de riesgo para los peatones.